¿Arte o artificio?

El fin de semana 10 Y 11 de Marzo, tuvimos la oportunidad de aprender a aceptar nuestras «tonterías» y reírnos de ellas, en el taller De lo RIDÍCULO a lo CÓMICO, que nos ofreció Antón Valén.

De Antón no vamos a decir nada, porque no quiere recibir halagos y no podríamos decir otra cosa. Del curso si que os queremos contar algo que creemos haber aprendido: la diferencia entre arte y artificio (aunque allí nunca se nombraron estas dos palabras).

Estamos tan acostumbrados al carácter despectivo con que se usa la palabra «payaso», que se nos hace difícil pensar que éste juega en la «Top Liga» del arte. Quizás por eso, muchos reivindican la denominación clown, para lo mismo. (Si queréis conocer más sobre las diferencias y orígenes de los profesionales del humor, os recomendamos esta entrada de blog.)

Pero, volvamos al tema. El buen payaso, o el buen clown, es un artista como el que más, y se enfrenta al mismo reto que los profesionales de cualquier otra rama del arte: aprender a expresar lo esencial de una forma natural y sencilla con el poder que eso tiene.

QUITANDO Y PONIENDO CAPAS

Entendemos que es por esto, por lo que Antón, una y otra vez, nos recordaba que quitáramos las muchas capas de artificio, inquiriéndonos repetidamente: «¡No hagas el payasín! ¡no sobreactúes» o, en un nivel un pelín más bajo «¿Estás actuando?».

Y esto nos obliga a preguntarnos: pero ¿si no tengo que actuar, qué es lo que presento a los demás?

Quizás, el arte de lo cómico consiste simplemente en mostrar conscientemente lo que no se nos está permitido mostrar en sociedad, o lo que no nos atrevemos a mostrar: nuestras limitaciones, nuestra vulnerabilidad, nuestro poder, nuestra debilidad, y sobre todo nuestra sensibilidad, para ser reconocidos como espejos de los otros.

Está claro que no es lo mismo atrevernos a exponerse en un escenario, que en el vivero bien atendido que supone un taller, y más cuando el grupo está formado por personas dispuestas a apoyarse las unas a las otras, envolviendo a cada cual que sale a “actuar” con esas capas de amorosa seguridad, que invitan a expresarnos en libertad.

¡Gracias a todos por compartirnos! y recordad que en Ars inVita tenéis vuestro hogar.

buena pelea!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s